Publicado: 13/01/2018
Le meten balazo en la cabeza por no dejarse robar
Malditos delincuentes le dispararon a joven padre frente a su esposa y su hija en Chepén.
Compartir Compartir
La víctima tiene 26 años.

@WebSatélite


Al borde de la muerte quedó un joven padre de familia tras recibir un balazo en la cabeza, al enfrentarse a unos delincuentes que intentaron robarle su moto. Su esposa y su pequeña hija presenciaron el despiadado ataque.


Pedro Luis Tafur Delgado (26), el agraviado, fue interceptado por los criminales el jueves a las diez y treinta de la noche, en el límite de Puente Mayta y Mariscal Castilla, en Chepén. Regresaba a casa en una moto lineal junto a su esposa, Elida Hiraida Mostacero Nazco (22), y su niña cuando aparecieron los maleantes. Estos también se desplazaban en una moto y aprovecharon la escasa iluminación y poco tránsito para cerrarle el paso a la familia.


Uno de los ladrones desenfundó su arma y encañonó a Tafur. Segundos después, el lugar se convirtió en escenario de un acto de extrema violencia.


En un impulso por evitar que los facinerosos se lleven su moto, el joven padre se aferró al timón; a pesar de los insultos y las crudas amenazas, se mantuvo ahí.


Pero el delincuente, lleno de ira, le disparó directo a la cabeza. El proyectil le atravesó el cráneo a Tafur, que cayó inconsciente al suelo.


Luego, para no marcharse con las manos vacías, el despiadado ladrón le arranchó su cartera a Elida; por último, ambos malvivientes regresaron a la moto y escaparon hacia el poblado de Mariscal Castilla.


DESTROZADA 


Ni bien los delincuentes se marcharon, la desesperada madre de familia buscó ayuda para trasladar a su esposo al hospital de apoyo de Chepén.


Tafur fue atendido en dicho nosocomio por el médico Juan Aldave, quien le diagnosticó herida de bala en el cráneo con orificio de entrada y salida.


Debido al grave estado en el que se encontraba, Aldave decidió  derivarlo de inmediato a un hospital de Trujillo. La vida de Pedro Tafur pende de un hilo. Sus parientes temen que ocurra lo peor.


Posteriormente, Elida relató ante la policía que dentro del bolso que se llevaron los criminales había 150 soles en efectivo y productos de la empresa Herbalife valorizados en aproximadamente 700 soles.


El caso se encuentra en manos del Departamento de Investigación Criminal de Chepén (Depincri), cuyos agentes tienen el deber de identificar y ubicar a responsables.

Banner Publicitario Banner Publicitario