Publicado: 12/03/2018
Enamorado de chica asesinada es sospechoso
La madre de la víctima que fue asesinada la semana pasada aseguró que tenían una relación tormentosa.
Compartir Compartir


Para Nancy Acho Soto, la madre de Micaela Laman Acho, la joven que fue asesinada la semana pasada, el enamorado de su hija es el principal sospechoso del brutal crimen ocurrido en el poblado de San Martín de Porres, Pacasmayo.La tarde del último sábado, Nancy arribó a la sede de la División Médico Legal del Ministerio Público de Trujillo, donde permanecían internados los restos de Micaela, y reveló que la joven le había comentado en reiteradas oportunidades que llevaba una relación tormentosa con su pareja.


Aunque Nancy no lo conocía personalmente, pues ella radica en el distrito de Urarinas en Loreto, cuando su hija la llamaba por teléfono le comentaba los problemas que tenía con él.Asimismo, la acongojada madre clamó a la Ministra de la Mujer, Ana María Choquehuanca, que tome atención en el caso de Micaela para que pueda resolverse cuanto antes.


“Siempre que hablábamos me contaba que tenía muchas peleas con él. La policía debe ubicarlo pronto. Por eso pido que la ministra me ayude a encontrar justicia para mi hija”, señaló Nancy. Micaela, quién fue asesinada a los 21 años, salió de su natal Loreto hace años y estuvo laborando como ama de casa en Lima, posteriormente viajó a buscar trabajo a Pacasmayo.


La última vez que la víctima se comunicó con sus familiares fue en noviembre. Su madre se enteró de la terrible noticia días después del homicidio, unos vecinos que habían visto la fotografía de Micaela circulando en las redes sociales, le avisaron. La víctima fue hallada semidesnuda  y en la el lugar de los hechos la policía encontró unos adobes con manchas de sangre, por lo que se deduce que el homicida la violó y la golpeó salvajemente.


Micaela deja una hija de dos años de edad que ahora permanece en un albergue de Pacasmayo, su abuela materna espera que le den la custodia para poder criarla en Loreto. Debido a las carencias económicas y la lejanía de su pueblo natal, Nancy Acho solicitó ayuda para poder sepultar los restos de su hija en Trujillo.


Banner Publicitario Banner Publicitario