Publicado: 12/09/2018
Dueño de granja muere tras ser atropellado en Buenos Aires
Hombre de 63 años se dedicaba a al crianza y venta de cerdos. Murió luego de estrellarse de cabeza contra un poste.
Compartir Compartir
La muerte lo sorprendió cuando regresaba a su casa

@WebSatélite


Un comerciante de 63 años, dedicado a la crianza y venta de cerdos, murió tras estrellarse de cabeza contra un poste. Los testigos aseguran que un auto lo chocó primero, causando que pierda el control.


Se llamaba Martiniano Armas Akaro y, según su familia, antes del accidente estuvo en su criadero, situado a la altura al kilómetro 569.5 de la Vía Evitamiento (cerca del fundo Palo Marino, en Buenos Aires).


Tras alimentar a los animales, Martiniano abordó su motofurgón para regresar a casa, donde su esposa lo esperaba para almorzar. Vivía en la calle Los Cedros. Sin embargo, en el camino lo chocó el auto y, producto de la colisión, se despistó y se estrelló contra el poste. La herida en su cabeza fue fatal.


Justo a esa hora, María Hermenegildo, su sobrina, se dirigía al criadero. Fue ella quien lo encontró, tendido sobre la pista y con el rostro ensangrentado. Lamentablemente, ya había dejado de existir.


La policía acordonó la escena y el fiscal de turno dispuso que el cadáver sea internado en la morgue.


Por su parte, los deudos denunciaron que en el poste contra el cual chocó Martiniano hay una cámara de Seguridad, pero los encargados del monitoreo no habrían grabado el accidente ni la placa del auto que causó la tragedia.

Banner Publicitario Banner Publicitario