Publicado: 12/03/2018
Dos sicarios asesinan a comerciante en Casa grande
El joven comerciante que estaba acompañado de varios de sus parientes comprando salchipapas
Compartir Compartir


La delincuencia no se detiene ni en Trujillo ni en ninguna otra parte de nuestra Región. Ayer dos adolescentes sicarios mataron de un balazo a un comerciante eventual, en circunstancias que este junto con su familia se detuvieron en un puesto para comprar salchipapas.


Eran las 9:30 de la noche de ayer, cuando la víctima identificada como Kenji Armando Quispe Contreras, de 23 años, caminaba con su familia por la tercera cuadra de la calle Lambayeque, del anexo de Roma, en Casa Grande.En esos momentos, el joven comerciante que estaba acompañado de varios de sus parientes, entre ellos algunos menores, se detuvo frente a un puesto de comida ambulante para comprar salchipapa.


Cuando esperaban ser atendidos, aparecieron dos adolescentes a bordo de una moto. El que acompañaba al conductor riéndose a carcajadas, desenfundó su arma y le disparó a quemarropa a Kenji. Una de las balas le impactó en el pecho.Mientras los sicarios, siempre riéndose, se daban a la fuga, los familiares auxiliaron a Kenji llevándolo al hospital de Casa Grande, donde los médicos de turno se limitaron a certificar su muerte.


Poco después, el médico legista, Jimmy Cosme Vigo, certificó el deceso. Esta mañana le estaban haciendo la necropsia de ley. En medios allegados al anexo Roma, se supo que Quispe Contreras era un comerciante eventual y que se dedicaba a la venta de productos de temporada, al parecer, no habría tenido problemas con nadie, no explicándose su familia el porqué de ese violento crimen.


Banner Publicitario Banner Publicitario